Noticias para circular

14/04/2022

Descubre las primeras tiendas circulares de Brasil

¿Sabías que Brasil tiene dos tiendas minoristas circulares? Son sucursales de las tiendas Renner, en Río de Janeiro. La primera unidad abrió en octubre de 2021, en el centro comercial Rio Sul y la segunda, en marzo, en el centro comercial Park Jacarepaguá. Invitamos al Prof. Dr. Edson Grandisoli, Coordinador Pedagógico de Movimiento Circular, para hablar un poco sobre este tema. ¿Empecemos?

Preceptos de Economía Circular en las construcciones

Se diseñó cada tienda desde el principio para minimizar el impacto ambiental. Por ejemplo, en la primera tienda: se ahorraron 8,5 toneladas de acero estructural. La meta era reutilizar el 75% de los residuos generados en la obra, pero se superó el desafío y el 97% de estos residuos no fueron para rellenos sanitarios.

“La construcción priorizó insumos más duraderos y renovables, que pueden reutilizar sus materiales. Estas opciones de operar que consideran, desde la concepción hasta la operación, las premisas de la circularidad, muestran la importancia de todos los eslabones de la cadena productiva para la construcción de una economía circular”, dice el profesor. “Gran parte de los residuos fueron reciclados y sirvieron como insumo para otra cadena productiva. En este contexto, el reciclaje tiene un rol fundamental, que comienza con la elección de los productos en primer lugar”, comenta.

Uso de energía y huella hídrica

Las tiendas se alimentan de energía renovable procedente del viento. Además, según los cálculos de la empresa, la emisión de CO2 equivalente evitado en la construcción y operación de la primera tienda, en un escenario de 20 años, corresponde a la restauración de un área de 1,5 hectáreas de Mata Atlántica. Con esto, el espacio debería lograr una reducción del 24% en su potencial de calentamiento global. “La tienda funciona con energía renovable. Cambiar la matriz energética es fundamental”, señala Edson Grandisoli.

Las dos primeras tiendas circulares del país también tienen una huella hídrica reducida. Se estima que el consumo de agua será un 56% menor en comparación con los proyectos tradicionales. Esto generará ahorros de más de 420 mil litros por año.

Moda Sostenible y Economía Circular

Se instalaron paneles LED y letreros explicativos, que orientan a los consumidores sobre la moda sostenible. Cada unidad cuenta con una selección de repuestos con Sello Re, que generan menor impacto ambiental en su producción. Además, se cuenta con recolectores Ecoestilo, un servicio de logística inversa posconsumo, que dispone correctamente de envases y frascos de artículos de perfumería y belleza y prendas de vestir en desuso. “El buen ejemplo también fue la creación de mecanismos de logística inversa directamente con el consumidor”, destaca Grandisoli.

Arquitectura sostenible

El proyecto presenta un nuevo concepto arquitectónico y sigue los preceptos de las certificaciones internacionales LEED y BREEAM. Un cambio importante es la fachada, más permeable y transparente, lo que permite una mayor visualización entre el exterior y el interior. El escaparate sigue el mismo concepto, abierto e integrado. “Esto genera menos uso de energía y menos huella de carbono”, explica el profesor.

¿QUÉ ES LA ECONOMÍA CIRCULAR?

La Economía Circular propone una nueva mirada a nuestra forma de producir, consumir y desechar, para optimizar los recursos del planeta y generar cada vez menos residuos. En otras palabras, un modelo alternativo a la Economía Lineal - extraer, producir, usar y desechar - que se ha mostrado cada vez más insostenible a lo largo de la historia. En la Economía Circular, el objetivo es mantener los materiales en circulación durante más tiempo por la reutilización, ¡hasta que nada se convierta en desperdicio! Para que este modelo se haga realidad, todos tenemos un rol que desempeñar. Es un verdadero círculo colaborativo, que se retroalimenta, y ayuda a regenerar el planeta y nuestras relaciones.